Blog

5 errores habituales en la creación de cursos online

5 errores habituales en la creación de cursos online

La formación a distancia está en auge, propiciando la creación de cursos online.

Una gran cantidad de organizaciones de formación tradicionalmente presenciales transforman sus cursos para cubrir la demanda a distancia.

Y miles y miles de cursos reglados y no reglados inundan la red.

Es una realidad, ¿verdad?

Sin embargo, hay una cara b del éxito aparente de la formación a distancia.

Muchos de estos cursos online no consiguen despegar con éxito, quedando en el cementerio de las últimas páginas de Google. Sin actualizarse, sin transmitir a nadie sus conocimientos, sin generar ingresos.

¿Quieres evitar que ese curso que estás pensando crear caiga en el fracaso?¿O entender por qué ese curso que tanto te ha costado lanzar no cosecha éxitos?

Te explico los cinco motivos más comunes por los que fracasan la mayoría de cursos para que empieces con la creación de cursos online sin errores. Empecemos.

No adaptar el aprendizaje a la modalidad e-learning


Estarás de acuerdo conmigo en que no es lo mismo impartir un curso presencial que uno totalmente online, ¿verdad?

Parece evidente entonces que los materiales de aprendizaje no pueden (o no deberían) ser los mismos. Por lo menos, no en su totalidad.

Se debe olvidar la idea, por tanto, de que podemos coger todos esos temarios que tenemos redactados, digitalizarlos y, con ello, tendremos un curso online.

La creación de  cursos online implica algo más, así que realizar un copy paste de un curso presencial es el primer error.

Ignorar el diseño tecnopedagógico o instruccional


Cualquiera puede dedicarse a la creación de cursos online, pero no de cualquier forma. Resulta imprescindible contar con una guía, esa orientación vendrá dada por la realización de un buen diseño instruccional (bajo nuestros propios conocimientos o los de un profesional del mismo).

Sea como sea, necesitas el diseño instruccional en tu proceso de creación de cursos online para dotarlo de organización, coherencia y calidad, para así poder convertirlo en una experiencia de aprendizaje.

Gran mayoría de los cursos que se lanzan carecen del prisma del diseño instruccional y a ello deben parte de su fracaso.

Contenidos de poca calidad pedagógica


El aspecto más importante de tu curso son sus contenidos de calidad. Aquellos que te diferencian del resto de cursos existentes y aportan el valor más preciado a tu curso.

La calidad de los contenidos va a ser quien impulse la promoción del mismo por parte de los futuros alumnos satisfechos, por lo que es importante que la trabajes al máximo.

Convéncete de que tus contenidos son los mejores. No solo por su calidad, sino por su capacidad de conducir hacia el aprendizaje que buscas con ellos.

Sin la calidad pedagógica de tus contenidos, la decepción de tus alumnos puede tirar por tierra gran parte del trabajo de promoción, organización y gestión de tu curso. En definitiva, todo el esfuerzo dedicado a la creación de cursos online no sirve para nada sin contenidos de calidad.

No definir al alumno potencial de tu curso


¿A quién va dirigido tu curso? ¿Qué intereses tiene? ¿Cuál es su posible background?

Saber para quién creas el curso te dará pistas esenciales en su creación. Obviarlas e intentar crear un curso dirigido a un público no definido es otro de los errores que pueden conducir tu curso al fracaso.

Aprendizaje significativo inexistente


El objetivo de cualquier curso debe ser provocar un aprendizaje significativo, es decir, el alumno debe ser capaz de relacionar los nuevos conceptos con sus conocimientos previos para dotarlo de significado. Solo así será capaz de utilizar lo aprendido en cualquier escenario.

Proporcionar ese aprendizaje debe ser nuestro objetivo y a menudo se conseguirá mediante contenidos prácticos que permitan al alumno experimentar en primera persona diferentes situaciones.

Muchos cursos fracasan por proporcionar contenidos que no acaban resultando útiles para el alumno.

En la creación de cursos online no debes olvidar que tu objetivo debe ser provocar un aprendizaje significativo.

¿Has reconocido alguno de estos errores como propio?

No te preocupes, poner nombre a los errores es el primer paso que te permitirá reinventar tu curso considerando estos aspectos. Cada fracaso es un nuevo paso hacia el éxito.

Vamos, identifica (y coméntame) los errores y reinventa tu curso.

¿Te apasiona el mundo del e-learning?
Anímate a suscribirte para estar al día sobre e-learning, diseño instruccional y recursos TIC.

¿Quieres crear un curso y no sabes por dónde empezar?

¿Quieres descubrir cómo crear materiales formativos para e-learning?

¿Quieres descubrir las mejores herramientas TIC para tu día a día educativo?

La finalidad de la recogida y tratamiento de los datos personales que te solicitamos es para enviarte las publicaciones, promociones, servicios y/o recursos exclusivos que ofrecemos desde Tres punto e-learning. Al marcar la casilla de aceptación, estás dando tu legítimo consentimiento para que tus datos sean tratados conforme a las finalidades de este formulario descritas en la política de privacidad. El destinatario de tus datos (la herramienta que utilizamos) es Mailrelay, ubicada en España. Podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y eliminación de los datos aportados en info@trespuntoelearning.com.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Información básica sobre protección de datos

  • Responsable Marta CS .
  • Finalidad Moderar los comentarios.
  • Legitimación Tu consentimiento.
  • Destinatarios Marta CS.
  • Derechos Acceder, rectificar y suprimir los datos.